Cinco pasos para construir una estrategia de personal efectiva con Ross Seychell

ross seychell discussing people strategy

Para muchas organizaciones, grandes o pequeñas, una adecuada implementación en la estrategia de personal puede ayudarles a crecer y llevar su trabajo al siguiente nivel. Hemos analizado la cuestión y compartido argumentos y pensamientos para una estrategia de personal con el Director de Personal de Personio, Ross Seychell.

Esto es lo que tienes que saber sobre estrategia de personal y cómo desarrollarla. También explicaremos por qué tener una puede hacer que tu compañía ¡marque la diferencia!

Puedes comenzar descargando la guía y hoja de ruta para construir una estrategia de personal hoy mismo.

¿Qué es una estrategia de personal?

Una estrategia de personal es el plan de gestión de talento prioritario en tu organización. Se trata de la forma de plantear y poner en marcha fórmulas para atraer, desarrollar, mantener y, en general, inspirar a tu personal.

En esencia, una estrategia de personal está diseñada para inspirar y alinear los objetivos empresariales que tienen que ver con su activo más importante: las personas.

¿Qué se hace con una estrategia de personal?

A diferencia de otras estrategias organizacionales y de negocio, una estrategia de personal apuntala y permite a tu negocio ser exitoso. Más concretamente, se crea para impulsar el compromiso del empleado, su productividad y, por encima de todo, el mantenimiento de los empleados de alto rendimiento y potencial.

Piensa en ello como en una hoja de ruta que ayuda a que tu negocio crezca, basándote en el talento que tienes, el que necesitas tener, junto al talento que quieres atraer y el que quieres mantener.

¿Cómo se relaciona la estrategia de personal con la estrategia de negocio?

Las empresas elaboran estrategias detalladas sobre producto, mercados objetivos y el público al que quieren dirigirse. Una estrategia de personal hace lo mismo, pero internamente. Por eso es tan crítico, porque la falta de una estrategia de personal puede dañar en su totalidad la estrategia global del negocio.

Por el contrario, si tienes una estrategia de personal bien articulada y comprensible, puede alimentar la estrategia global de negocio y potenciarla.

Esto es así porque favorecer el desarrollo de tus empleados y favorecer que den lo mejor de sí mismos tiene un impacto directo en los ingresos del negocio. Esto es así, y no hay más que decir.

Estrategia de personal y estrategia de Recursos Humanos ¿son lo mismo?

La diferencia entre una estrategia de personal y la estrategia de Recursos Humanos es una cuestión de alcance. Mientras que los Recursos Humanos desarrollan y aplican una estrategia de personal, ésta última es un documento o plan que se aplica en todas las facetas de la organización. Esto quiere decir que una estrategia de personal pondrá el foco en temas transversales, como el desarrollo, el crecimiento, el feedback o la diversidad, la igualdad y la inclusión.

Una estrategia de Recursos Humanos, con frecuencia influenciada por los objetivos del negocio, pondrá el foco en la forma en que los equipos de Recursos Humanos trabajan. En este caso, podría referirse a cuestiones como el reclutamiento, el proceso de bienvenida a la empresa, la gestión de bases de datos y otras tareas de carácter administrativo. Por lo tanto, aunque la estrategia de personal también da pistas sobre estas cuestiones, tiene una aplicación mucho más vertical, que va de arriba a abajo.

Personio apoya su estrategia de RR. HH.

Tareas y recordatorios navegador Resumen de las tareas

Personio puede ayudar a su equipo de RRHH a digitalizar muchos de estos procesos, como tareas y recordatorios, plantillas y ciclos de rendimiento, para que tu equipo de personas pueda centrarse en la estrategia. Haz clic en el botón de abajo para echar un vistazo rápido. 

¿Realmente necesitas una estrategia de personal?

La pregunta, en realidad, debería ser: ¿por qué no tengo una ya? Esto nos ayuda a pensar en una estrategia de personal de dos maneras distintas. La primera como una extensión de tu estrategia de negocio, para a continuación usarla como una forma de apuntalar nuestro negocio.

Esto es así porque añade visión y claridad sobre cómo dirigir tus equipos. Lo que, en consecuencia, tiene una influencia directa en el trabajo que se produce.

Si no tienes una estrategia de personal, estás caminando sobre una línea increíblemente fina. De hecho, sin una estrategia de personal corres el riesgo de:

  • Tener equipos desalineados
  • Duplicar el trabajo
  • Poner en valor prioridades erróneas
  • Establecer hojas de ruta de producto y cliente poco claras

Más pronto que tarde, pequeños problemas internos pueden llegar a convertirse en grandes problemas externos. Esto va en detrimento, especialmente, de las compañías que buscan crecer o escalar su negocio.

La pérdida de clientes, el rendimiento negativo, el impacto financiero y los problemas con los accionistas serían lo siguiente. Como es lógico, cada uno de ellos es perjudicial por sí mismo, y tremendamente destructivos cuando se combinan.

¿Cómo construir una estrategia de personal adecuada?

Entonces, ¿por dónde empezar y cómo elaborar una estrategia de personal? Es una tarea que, inicialmente, podría intimidar. Sin embargo, tenemos una serie de principios clave:

Elementos ClaveExplicación
1. Comienza con una visión y algunos datosSelecciona datos que ayuden a alimentar o definir tu visión global
2. Identifica problemas y soluciones¿Dónde tienes lagunas y cómo vas a solventarlas? (mediante contrataciones, training, etc.)
3. Recopilar feedback y fomentar el sentimiento de pertenenciaInvolucra a las partes interesadas en el proceso y asegúrate de que la estrategia de personal les hace sentir parte de un conjunto
4. Visualizar y comunicarComparte ampliamente tu estrategia y busca maneras de activar tu fuerza laboral mediante Q&As y presentaciones a gran escala
5. Mide y ajustaTu estrategia de personal es un documento vivo. Por lo que necesitas marcarla, vigilarla y modificarla siempre que sea necesario. Siempre.

Y todo debe comenzar con inspiración. Al fin y al cabo, para esto debería estar diseñada cualquier estrategia: inspirar a las personas a dar lo mejor de sí mismos. Vamos a desgranar cada uno de los pasos, explicando por qué son importantes…

1. Comienza con una visión y algunos datos

Incluso si ya tienes una visión en mente, es mejor recopilar datos que puedan ayudarte a alimentar ese plan. De este modo, puedes construirlo de una manera distinta al procesar la información.

El primer paso será entonces obtener datos de todo tipo. Datos cuantitativos, como aquellos relacionados con diversidad (el ratio de trabajadores por sexo), tasa de rotación, días de baja, etc., que podrán ofrecerte una visión de base para crear tu conjunto de datos.

A partir de aquí, adquiere datos cualitativos directamente de la dirección (a nivel ejecutivo), de varios jefes de equipo y de los usuarios del equipo de personas (con el uso de entrevistas estructuradas y encuestas).

En este proceso es esencial mantener todos los métodos de evaluación lo más uniformes posible. De este modo, todo el conjunto de datos será consistente a lo largo de todos los grupos de usuarios.

Las respuestas e impresiones recibidas pueden completarse con una recopilación de tendencias anteriores, y una mirada al futuro. Esto te ayudará a establecer hacia dónde quieres llegar y qué habilidades serán las que te permitirán llegar ahí.

Una exitosa estrategia de personal comienza con una visión aspiracional de hacia dónde quieres ir. A partir de aquí, nos inspiraremos desde los datos que tienes frente a ti.

Acceda a los análisis de RRHH que potencian las estrategias de personal

Análisis e informes portátil Visión general de los informes

Para alimentar y potenciar tu estrategia de personal, tu equipo de RRHH necesita tener acceso constante a análisis e informes claros y personalizados. Conoce algunos de los análisis e informes de RRHH con Personio hoy mismo.

2. Identifica problemas y analiza resultados

Después del análisis de datos, el próximo paso es identificar los problemas y analizar los resultados que esperabas del proceso.

Una estrategia de negocio necesita ser reflexiva, lo que requiere identificar problemas antes de que ocurran y manejarlos de forma proactiva.

Esto puede alcanzarse poniendo en marcha algún taller para plantear hipótesis sobre alguno de los problemas a resolver como Equipo de Personas. Analicémoslo en cuatro fases clave:

  • Tienes un problema que intentas resolver
  • Entonces, planteas resultados que quieres alcanzar
  • El trabajo o actividad que resolverá el problema
  • Cómo medir el proceso para asegurarse de haber alcanzado el objetivo

Tu estrategia de personal es más que una instantánea o visión. Funciona porque prevé lagunas, problemas o bloqueos, a la vez que encuentra y realiza un seguimiento de posibles soluciones.

3. Recopilar feedback y el entusiasmo

Las estrategias de Recursos Humanos suelen ser holísticas de Recursos Humanos, lo que significa que la estrategia de personal necesita estar basada y alimentada por las personas. ¡Todo tipo de personas!

Recibir feedback es esencial. Tanto que debe venir de un amplio rango de personas, roles y disciplinas. De hecho, reunir a personas que no son de Recursos Humanos para marcar la estrategia de personal puede ofrecernos otros puntos de vista. Esto garantizará que tu estrategia tenga sentido y pueda resultar inspiradora para todos los miembros de la organización.

Esta etapa podría incluso servir para identificar promotores o candidatos a apuntarse a varios grupos de proyecto. De este modo, tu estrategia de personal tiene incluso más oportunidades de ser completamente comprendida e implementada.

Esto no está únicamente relacionado con recibir feedback. Se trata de recoger las opiniones de todos y hacer que la gente se vea reflejada en la estrategia general.

Desarrolla la participación de las personas de toda la organización. Al mismo tiempo, ayuda a que la última versión de tu plan refleje mejor a todos los que forman parte de la organización.

4. Visualiza y comunica

Resulta muy útil crear algo visual que pueda utilizarse para comunicar tus planes a toda la organización. Una presentación atractiva no es sólo algo ‘bonito’. Puede ayudar a educar a la empresa sobre cómo se piensa y cómo se asigna el trabajo.

Esto puede incluir tanto el trabajo principal como futuros objetivos y permite iniciar una conversación sobre cada uno de ellos.

5. Mide y ajusta

Desde luego, una estrategia de personal no es algo estático, un ‘lo hago y me olvido’. Es algo que puede cambiar y que debe ser medido para asegurarnos de que está funcionando.

En este sentido, es importante que proactivamente lo pongamos en común con la estrategia global, para asegurarnos de que está funcionando y que no requiere cambios.

Y, si hay que cambiar, ¡ajustarlo es esencial!

Sumérgete aún más en nuestra guía de estrategia de personal

People Strategy_ES

¿Estás preparado para profundizar en cada uno de los pasos mencionados? En nuestro libro blanco sobre la estrategia de personal, ofrecemos una hoja de ruta que puede ayudarte a pensar, construir y ejecutar tu estrategia de personal. Consigue tu copia hoy mismo.

Las dos mejores prácticas para un estrategia de personal efectiva

Ahora sabes algo más sobre cómo una estrategia potente de personal, con visión de futuro y orientada a resultados puede ayudar a que tu negocio crezca. Puede que incluso tengas una estrategia en mente, o el principio de una. ¿Significa esto que ya está todo hecho? No. ¡Ni siquiera estás cerca!

Las siguientes dos preguntas son, probablemente, algunas de las más importantes en el proceso:

  • ¿Tenemos equipo para cumplir nuestra estrategia?
  • ¿De dónde sacaremos el tiempo para enfocarnos en la estrategia en su conjunto?

Podría ser diferente según el equipo o el año. Teniendo incluso que tener en cuenta ampliaciones, promociones, cambios estructurales, contrataciones externas y más.

Dicho esto, los encargados de aplicar la estrategia de personal son tan importantes como la propia estrategia. Puede determinar el éxito pero también impedir que tenga lugar.

Entonces, la clave está en encontrar el tiempo. Los líderes de Recursos Humanos perciben la tensión entre el trabajo que tienen encima de la mesa y las iniciativas a largo plazo que pretenden cumplir.

No ‘crear y olvidar’ tu estrategia de personal

Una estrategia de personal no es simplemente una hoja de ruta o una visión. Es un recordatorio constante. Permite a los líderes mantener claras sus prioridades: tanto lo que puedes hacer como lo que no.

En consecuencia, todo tiene que ver con ejecutar, analizar, medir y ajustar – todo para ayudar a que tu negocio crezca sobre la base de personas en las que confías para ayudarte a alcanzar las metas marcadas.

Guía: La estrategia de personal

Descargar Guía