Baja por paternidad: ¿cuánto dura y cómo se solicita?

occupational maternity pay and a young family

La baja por paternidad es uno de los derechos que más ampliaciones ha recibido en los últimos años. En 2007, hace apenas quince años, era de solo dos días, pero con el correr del tiempo ha ido creciendo hasta alcanzar a la baja por maternidad, históricamente más amplia. La intención es, por supuesto, distribuir de forma más igualitaria el cuidado de los hijos y evitar la discriminación en el mundo laboral.

A su vez, la baja por paternidad tiene sus particularidades. Hay requisitos, ampliaciones y circunstancias extraordinarias que pueden ser difíciles de entender; tiene, como en el caso de la baja por maternidad, particularidades en torno a la distribución, la obligatoriedad y la transferibilidad de la baja, y muchas veces requiere aclaraciones en cuanto a la prestación. Por eso ofrecemos este artículo con las principales dudas y los datos más importantes sobre el tema. Si quieres saber más, solo sigue leyendo.

¿Qué es la baja por paternidad?

La baja por paternidad es un subsidio que se otorga a los trabajadores que suspenden su actividad con motivo del nacimiento o adopción de un hijo. Incluye días de permiso y una prestación, es obligatoria y afecta tanto a contratados como autónomos en todo el territorio español, aunque tiene diferencias de acuerdo a la región, la circunstancia y el tipo de empleo.

¿Qué ley regula la baja de paternidad?

El Real Decreto-ley 6/2019 estableció la igualdad de derechos para el hombre y la mujer en términos de bajas por paternidad o maternidad; su duración general fue ampliada a principios del 2021.

A su vez, se espera que a partir del año 2023 entre en vigencia la Ley de Familias, que buscaría extender paulatinamente, entre ese año y 2026, la duración del permiso hasta los seis meses (es decir, dos meses más que los que actualmente se ofrecen). Eso significa que las circunstancias de la baja podrían cambiar sustancialmente dentro de no mucho.

¿Cuál es la duración de la baja por paternidad y en qué momento se solicita?

La baja por paternidad dura un total de 16 semanas desde el nacimiento del menor. Estas semanas no se distribuyen de igual manera: por ley, las primeras 6 semanas tienen que ser seguidas al nacimiento. En cambio, las otras 10 se pueden tomar en cualquier momento dentro de los 12 meses posteriores (es decir, hasta el momento en que el menor cumple un año).

Idealmente, se debe tramitar este permiso con la empresa con quince días de antelación, salvo que el convenio colectivo establezca otra cosa. La solicitud a la Seguridad Social puede hacerse a partir del día del nacimiento.

Ampliaciones del permiso por baja de paternidad

Hay varias circunstancias que permiten la ampliación. Las principales son nacimiento o adopción múltiple —dos semanas más por cada hijo a partir del segundo—, hospitalización del menor —particularmente en el caso de nacimientos prematuros— y discapacidad. Cada una de estas circunstancias requiere la presentación de documentación específica.

Gestiona Ausencias Fácilmente

Ausencias lupa Calcular el derecho a vacaciones

Permite a empleados solicitar ausencias con rapidez y facilidad, notificando automáticamente a sus responsables, que tendrán la ausencia en su calendario tras aprobarla. Da a RR.HH. un conocimiento total de ausencias.

¿Cuál es la distribución del permiso de baja por paternidad?

Las primeras 6 semanas del permiso deben ser seguidas inmediatamente al nacimiento del menor, y es obligatorio que sean de jornada completa. Sin embargo, las siguientes 10 semanas pueden ser de disfrute interrumpido, lo que significa que no tienen que ser consecutivas, ni es necesario que sean de jornada completa.

El objetivo de esta medida es que la madre biológica y el otro progenitor puedan, en el caso de que su conformación familiar lo requiera, alternarse en el cuidado del menor. Por eso es posible, previo acuerdo con la empresa, establecer un régimen de jornadas parciales. Es importante aclarar que cualquier tipo de distribución debe ser comunicada a la empresa con 15 días de anticipación.

A diferencia de épocas anteriores, estos permisos son intransferibles, por lo cual no pueden ser cedidos al otro progenitor. En concreto, esto implica que, si el padre no hace uso de sus 10 semanas —es decir, de las que no son obligatorias, inmediatamente posteriores al parto—, se pierden.

¿Cuánto percibe el padre con motivo de la baja de paternidad?

El sueldo del padre es retribuido en un 100 %. A su vez, ese monto está exento de la retención del IRPF (pero no de otros impuestos vinculados a la Seguridad Social).

¿Cómo puedo solicitar la baja por paternidad?

La baja por paternidad consiste, en realidad, de dos trámites: uno frente al empleador, y otro frente al Estado. El primero varía dependiendo de la empresa; el segundo puede solicitarse, tanto presencialmente, como de manera remota.

  • De manera remota. A través del portal Tu Seguridad Social. Para eso, será necesario disponer de un DNI electrónico activado.
  • Presencialmente. En el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS), con cita previa. Los documentos requeridos se detallan en el apartado siguiente.

¿Qué requisitos necesito para solicitar la baja de paternidad?

Los documentos requeridos son, en el común de los casos:

  • Original y fotocopia del DNI.
  • Alta de la Seguridad Social.
  • Número de cuenta donde se quiera recibir la prestación.
  • Certificado de nacimiento.
  • Libro de familia.
  • Certificado de empresa y última nómina.
  • Modelo oficial de la solicitud de paternidad.

En circunstancias excepcionales, si son pertinentes, pueden requerirse otro tipo de documentos, como certificados de discapacidad.

A su vez, existen ciertos requisitos mínimos de cotización, que varían según la edad. Estos son:

  • Menores de 21 años: ninguno.
  • Entre 21 y 25 años: mínimo de 90 días en los 7 años anteriores y mínimo de 180 días en total.
  • Mayores de 26 años: mínimo de 180 días en los 7 años anteriores y mínimo de 360 días en total.

¿Cómo afecta a la empresa la baja por paternidad?

La empresa también recibe beneficios cuando un empleado tramita su baja. En caso de que sea necesario contratar un reemplazo para el trabajador, la Seguridad Social puede bonificar hasta un 100 % de sus cuotas, cosa que reduce sustancialmente —alrededor de un 30 %— el costo real de ese nuevo empleado. En concreto, esto significa que, de ser necesario, la contratación del reemplazo será más sencilla.

Preguntas frecuentes

¿Puedo acogerme a la baja de paternidad si soy autónomo?

Sí, por supuesto. Tanto los autónomos como los contratados reciben una prestación de paternidad del 100 %. En el caso de los autónomos, esta prestación suele corresponderse con la base de cotización mínima.

¿Es obligatorio acogerse a la baja por paternidad?

Parcialmente. La legislación actual —a diferencia de algunas anteriores— establece la obligatoriedad y la intransferibilidad de la baja por paternidad durante las primeras 6 semanas. Las siguientes 10, que pueden disfrutarse hasta 12 meses después del nacimiento del menor, no son obligatorias, pero sí son intransferibles. Esto implica que el padre no tiene la obligación de tomarlas; sin embargo, si no lo hace, estas se pierden.

¿Es posible ceder algunas semanas al otro progenitor?

No: la baja por paternidad no contempla ningún tipo de transferencia. El objetivo es estimular que los padres tomen la baja, equiparando los días de permiso y, así, favorecer la distribución del trabajo en el hogar.

¿También se puede disfrutar la baja por paternidad en casos de adopción?

Sí, la baja por paternidad contempla los casos por adopción. Sin embargo, también es cierto que varía de acuerdo a la edad del menor. Si el niño tiene menos de 6 años, las condiciones son esencialmente las mismas que para un nacimiento. Ocurre lo mismo si el niño es mayor de 6 años, pero presenta una discapacidad o la adopción incluye ciertas circunstancias excepcionales, debidamente acreditadas.

¿Se dan las mismas condiciones en todo el territorio español?

En términos generales, sí, pero existen ciertas extensiones para funcionarios andaluces o del País Vasco.

¿Los funcionarios tienen las mismas condiciones?

En términos generales, sí. Sin embargo, es importante resaltar que los funcionarios andaluces cuentan con 20 semanas, y los del País Vasco, con 18 semanas.

¿Qué pasa si se me acaba el contrato durante el periodo de baja?

En caso de que el contrato se termine durante la baja por paternidad, seguirás recibiendo la prestación económica de acuerdo a los parámetros fijados inicialmente. Es decir: no importa si ya no figuras como contratado, tu prestación seguirá siendo equivalente al sueldo que recibías al iniciar la baja.

¿Me pueden despedir durante o después de la baja?

La baja por paternidad no puede ser, legalmente, motivo de despido. Es posible despedir a un empleado durante la baja si se acredita que los motivos son otros, pero es difícil, costoso y poco común. Después de la baja, una vez reincorporado al trabajo, empiezan a regir las condiciones habituales, que permiten el despido.

Los Datos Clave Al Alcance De Tu Mano

Archivos De Empleados En Orden